Protesta cultural de jóvenes contra violenta tauromaquia

Sin funcionar, el saqueado hospital materno infantil en Carmen

18 marzo, 2018 Comentarios Desactivados en CERI: De “gran proyecto” a “elefante blanco” de “Alito” Campeche, Investigación

CERI: De “gran proyecto” a “elefante blanco” de “Alito”

Ya se cumplieron 2 años y medio de que fue inaugurado por su compadre Fernando Ortega, y Alejandro Moreno aún no tiene fecha para poner en funcionamiento el Centro Estatal de Rehabilitación Integral, donde se invirtieron más de 200 millones de pesos.

Por Daniel Sánchez

CAMPECHE, Cam. 18 de marzo del 2018.- Han pasado dos años y medio desde su inauguración por Fernando Ortega Bernés, el 14 de septiembre del 2015, un día antes de entregar el poder a su compadre y compañero de partido, Alejandro Moreno Cárdenas, y el Centro Estatal de Rehabilitación Integral (CERI) sigue como el “gran elefante blanco” abandonado en la avenida Ejército Nacional.

“La obra está concluida, sin embargo, tiene observaciones y se encuentra resguardada por esta institución”, informa el Instituto de Servicios Descentralizados de Salud Pública del Estado de Campeche (Indesalud) a Página 66 y detalla que en su construcción y equipamiento se han invertido un poco más de 175 millones de pesos (más el IVA), 56 millones menos que los anunciados por Ortega Bernés durante su inauguración.

Según Fernando Ortega, el Centro, denominado “Elsa María San Román de Sansores”, fue construido y equipado con moderna tecnología, con un presupuesto de 231.1 millones de pesos, provenientes principalmente del gobierno federal, pero hoy, el abandono de sus instalaciones ha provocado el deterioro de los acabados y es necesario rehacerlos. En su interior, ya no se observan los equipos exhibidos durante la apertura oficial.

Moreno Cárdenas no tiene la intención de ponerlo en funcionamiento, sino hasta finales del 2018, como recientemente, el seis de marzo pasado, declaró su secretario estatal de Salud, Rafael Rodríguez Cabrera, quien dio a conocer que falta terminar las áreas de uso múltiple para la atención a pacientes y la adecuación del estacionamiento, seguridad, normativa e iluminación.

El pretexto no puede ser la falta de recursos económicos, pues en los dos años y cinco meses que lleva “Alito” en el Palacio de Gobierno, ha contado con excedentes presupuestales, tanto de origen estatal, como federal, y ha preferido gastarlos en eventos fastuosos para su lucimiento personal, como el Ironman, la motonáutica o el Airshow, que en la atención de la salud de los campechanos, especialmente de las personas con discapacidad.

Alejandro Moreno tampoco ha querido transferir algunos de los mil 237 millones de pesos que derrochó entre septiembre del 2015 y diciembre del 2017 para el cuidado de su imagen personal, promoverse infructuosamente a un puesto nacional y mantener la autocensura sutil en los medios de comunicación social locales, regionales y nacionales, para poner en marcha este “gran proyecto”, como fue calificado por su secretario de Salud.

 

El Centro y su inauguración

El ya lejano 14 de septiembre de 2015, el comunicado oficial de la Unidad de Comunicación Social del Gobierno de Campeche dio cuenta de que el aún gobernador Fernando Ortega y su esposa Adriana Hernández “entregaron el nuevo Centro Estatal de Rehabilitación Integral “Profesora Elsa María Sanromán de Sansores”, que colocaría “a la entidad a la vanguardia a nivel regional en la atención médica de personas con discapacidad”.

Ortega Bernés reconoció el respaldo del presidente Enrique Peña Nieto a Campeche para hacer realidad este proyecto, “en el que para su construcción y equipamiento con moderna tecnología, se destinaron recursos por un total de 231.2 millones de pesos”, cuando el cuatro de enero del 2014, en el banderazo de inicio, se anunció una inversión de 204 millones 252 mil pesos.

“En el último día de su administración y tras la develación de la placa donde fue inscrito el nombre de Sanromán de Sansores, el mandatario y su esposa hicieron un recorrido por el interior de las instalaciones del CERI y recibieron la explicación sobre los modernos equipos que se emplearán para las tareas de rehabilitación, como el robot para el tratamiento de hombro-codo-mano, y de equilibrio para personas con problemas neurológicos y motriz, así como el tanque terapéutico Swimex, para ejercicios de hidroterapia”.

Adriana Hernández, por su parte, “dijo que el CERI supera de manera considerable en tamaño y servicios al CREE, pues de mil 500 metros de construcción que tiene el antiguo centro, el entregado hoy suma un total de cinco mil 600 metros cuadrados” y reveló que la Secretaría de Salud federal respaldó financieramente la construcción del centro.

El entonces secretario de Salud, Alfonso Cobos Toledo (encarcelado por Moreno Cárdenas), precisó que en la construcción y equipamiento del CERI se invirtieron 231.2 millones de pesos, provenientes del Fondo de Previsión Presupuestal del 2% del Seguro Popular de Salud, de los cuales 68 millones fueron empleados para su equipamiento.

“Explicó que la institución cuenta con las siguientes áreas: consulta externa, terapia física, tecnología adaptada, mecanoterapia, terapia de lenguaje y de estimulación temprana; taller de órtesis y prótesis, salas de rayos X y electroencefalografía y cubículo de electromiografía y potenciales evocados, además, con los servicios de comunicación humana, taller de equipo médico, ambulancia y radiocomunicación, y con zona de desechos biológicos infecciosos y planta de tratamiento de aguas residuales y casa de máquinas.

“Significó que el CERI está diseñado para proporcionar servicios para la rehabilitación de pacientes con enfermedades y secuelas discapacitantes del aparato locomotor, de la audición, voz, lenguaje y de tipo cardiorespiratorio; para atender lesiones deportivas con avanzado conocimiento científico y empleando tecnología médica de punta, y ofrecer atención integral en los aspectos físico, psicológico, social y ocupacional de cada paciente”.

La postergada apertura

A pocos días de tomar posesión su esposo, Christelle Castañón recorrió el Centro Estatal de Rehabilitación Integral y en el boletín de prensa, se expresó, sin dar fechas, que el DIF Estatal “continuará ofreciendo diversas terapias a personas con discapacidad permanente o temporal, brindando servicios con costos accesibles para la población impartidos por profesionales en la materia”.

Al año siguiente, el 29 de noviembre del 2016, la Secretaría estatal de Salud, a cargo entonces de Álvaro Arceo, dio a conocer que “por medio de la gestión del gobernador del Estado, Alejandro Moreno Cárdenas, y con el apoyo de los diputados federales, se iniciarán en el mes de enero de 2017 los trabajos de conclusión del Centro Estatal de Rehabilitación Integral, con una inversión de 20 millones de pesos y se estima que en el lapso de tres meses inicie su operación”.

“Se gestionó por el Ramo 23 de la Secretaría de Hacienda, la cantidad de 20 millones de pesos para los trabajos exteriores del CERI, y se logró también una gestión con Gabriel J. O´Shea Cuevas, Comisionado Nacional del Seguro Popular, de 17 millones de pesos adicionales para poder complementar equipamiento para este centro”, agregó.

“El CERI dependerá del DIF Nacional y en su operación del DIF Estatal, que a su vez está sectorizado por la Secretaría de Salud, que apoyará con personal médico. La parte administrativa y gerencial se compartirá con el gobierno del Estado, a través del DIF Estatal”, abundó.

Aquella vez, se detalló que “el centro contará con servicios como: Prevaloración Médica y Psicológica, Consulta Externa de Especialidades: Comunicación Humana, Audiología, Foniatría, Neuropsicología, Medicina de Rehabilitación, Rehabilitación Pediátrica, Rehabilitación Cardiopulmonar, Ortopedia, Ortopedia Pediátrica”.

“También Especialidades Complementarias como: Neuropediatría, Reumatología, Oftalmología, ORL (Otorrinolaringología), Neurología, Medicina del Deporte, Genética y Odontología; Estudios de Gabinete como: Electrodiagnóstico, Potenciales Evocados, Electromiografía, Electroencefalograma, Rayos X, así como Servicios de Apoyo en Nutrición y Psicología Clínica”.

En junio del 2017, Arceo Ortiz hizo un nuevo anuncio, que el CERI estaría listo a final del año, pero tampoco se cumplió. El primero de noviembre del 2017, Alvaro Emilio Arceo fue relevado de la Secretaría estatal de Salud y en su lugar, fue nombrado el hijo del ex gobernador Rafael Rodríguez Barrera.

Las licitaciones y los contratos

Ahora, al responder una solicitud de información de este reportero, el Indesalud proporcionó dos archivos de Excel, en los que detallan los contratos para la construcción y el equipamiento del Centro Estatal de Rehabilitación Integral.

“Cuánto se invirtió en la construcción del Centro de Rehabilitación Estatal de Campeche, cuánto en su equipamiento, en qué estatus está y cuánto y qué se han robado de sus instalaciones”, fue el cuestionamiento planteado.

El Instituto, a través de su Unidad de Transparencia, señaló que “por parte de los robos, el director de Asuntos Jurídicos del Indesalud, funcionario que lo representa, informó que respecto a los robos del Centro de Rehabilitación Estatal de Campeche “..no tiene registrada denuncia alguna por robo a dicha obra”.

“Por otro lado, la Subdirección de Recursos Materiales y Servicios Generales del Indesalud, otorgó la información tal como lo resguardan en su Unidad Administrativa respecto al costo de equipamiento del Centro de Rehabilitación Estatal de Campeche, el cual se anexa en formato abierto Excel”, añadió.

Esta Subdirección dio datos sobre 10 licitaciones para la adquisición de bienes del CERI, entre ellos equipo médico y de laboratorio, mobiliario y bienes informáticos, por un monto total de 27 millones 117 mil 129.54 pesos.

”De igual manera, la Subdirección de Obras conservación y Mantenimiento del Indesalud, hizo entrega de la información en la modalidad como la genera, la resguarda, en formato abierto Excel donde informó los montos invertidos en la construcción y equipamiento del Centro de Rehabilitación Estatal de Campeche, asimismo, la obra está concluida, sin embargo tiene observaciones y se encuentra resguardada por esta institución”, puntualizó.

Esta Subdirección proporcionó información sobre cuatro contratos de construcción y equipamiento, por los conceptos de proyecto de infraestructura y obra complementaria del Centro, por un monto de 148 millones 40 mil 478.45 pesos más IVA, siendo el principal el otorgado a la empresa Acciona Infraestructuras México -filial del grupo español Acciona-, la misma que construyó la ampliación del Centro de Convenciones de la capital.

Aquí puedes consultar la respuesta del Indesalud:

RSI 0100094318-Indesalud CERI

CONSTRUCCION Y EQUIPAMIENTO CERI

EQUIPAMIENTO CERI

 

Comments are closed.